viernes, 23 de enero de 2015

De nieve, exámenes, una perra vaga y una canción perfecta

¡Buenas y nevadas noches! Y digo nevadas porque sí, ha caído la primera nevada del año y no os podéis imaginar lo gigante que ha sido. Estamos con medio metro de nieve más o menos, y es maravilloso... Lo que me lleva a querer llorar porque estoy de exámenes y no puedo salir a revolcarme por la nieve, hacer muñecos o ángeles en el suelo. O quizá una guerra mundial de bolas de nieve *-* Sería tan feliz... ¡Pero bueno! Ya me queda poco, en febrero tendré algún examen pero ya no es el mismo estrés de enero... Que es que enero es mucho enero, nunca antes le había tenido tanta manía a este mes... ¿A alguien más le pasa? Supongo que... A todos los que tengáis exámenes ahora XD Pues aquí estaba, pensando en darme un descanso de lingüística (porque JOLÍN, es eterna esta asignatura) y en subir algo al blog para mantenerlo un poco activo, con mi perra vaga echada aquí en el sofá a mis pies roncando (es pequeña y ronca de una forma muy extraña XD) y con Castle de fondo. Porque Castle es lo mejor que te puede pasar en la vida, amo esta serie. El caso es que, una vez más, quiero compartir una canción con vosotros, para que la disfrutéis tanto como la disfruto yo cada día...Así que, cerrad los ojos y disfrutad de la preciosa voz de Ed Sheeran, que hoy me siento romántica... 





sábado, 17 de enero de 2015

Rojo como la sangre [Me llamo Lumikki 1] -Salla Simukka-





Rojo como la sangre

Autor: Salla Simukka
Editorial: La Galera [Colección Bridge]
Saga: 1/3
Publicación: 2014
Precio: 17'95 €



Lumikki Andersson tiene 17 años, va a una escuela de arte y no le gusta meterse en asuntos ajenos. Pero un día encuentra en el instituto billetes de 500 euros de procedencia dudosa. Esto la hará verse envuelta, sin desearlo, en mitad de una operación de bandas rusas y estonias de tráfico de drogas. Comienza un juego de persecuciones y huídas que acabará llevándola a la mansión del legendario criminal conocido como "Oso Polar". Todo, mientras la ciudad sufre el invierno más frío en décadas. Y nada brilla tan rojo contra la blanca nieve como la sangre...



Este libro llama la atención nada más verlo, al menos a mí la portada no me deja indiferente. “Soy la hija secreta de “Lisbeth Salander y Hércules Poirot” como premisa. ¿Ganas de leerlo? ¿Dónde?
La historia comienza de una forma confusa, no sabes muy bien en qué punto situarte, pero poco a poco se ve cómo Simukka es capaz de entretejerlo todo de una manera con la que el lector se verá sorprendido en varias ocasiones. Es fácil ver por qué esta historia está siendo un best-seller a nivel mundial, si bien este libro es un poco introductorio.
Lumikki, nuestra protagonista, se ve de pronto envuelta en un asunto que desearía no haber descubierto. De un momento para otro, su vida da un giro brutal para dirigirse por un camino oscuro, infestado de mafias, tráfico de drogas, de mujeres, sumas importantes de dinero… Y todo por intentar huir en medida de lo posible de la gente que la agobia.
Lumikki es un personaje fascinante, una protagonista que, ciertamente, merece protagonizar una historia. La vida ha hecho de ella una joven que, a pesar de tener miedos y traumas varios, sabe defenderse sola de todo lo que pueda venirle encima. Su carácter inhibido y su manera de ser, sin apegos, intentando mantenerse alejada de la gente, hacen de ella un personaje, cuando menos, curioso. Con solo 17 años se ve envuelta en una situación tremendamente peligrosa, pero no baja la cabeza a la hora de enfrentarse a ella. Realmente no hay muchos personajes que destaquen en esta novela, si acaso cabe mencionar a Elisa, a pesar de que es un personaje con el que me he sentido confusa la mayor parte del tiempo porque no comprendo su actitud, ya que no se corresponde con su descripción. Este tema me ha chocado bastante porque llegaba a confundirme que si se la describía como ojerosa, preocupada, temerosa hasta en su propia casa, luego tuviese una actitud algo pueril y despreocupada.
La ambientación me ha parecido magnífica porque es diferente. Simplemente por eso me ha parecido brillante. Ya no solo los espacios en los que se desarrolla la novela, sino también la descripción de la sensación de frío, el entumecimiento, el no poder hacer grandes esfuerzos porque estás a no sé cuántos grados bajo cero, tener que llevar orejeras como aquí nosotros llevamos camiseta… No sé, es diferente. Por otro lado, quiero destacar las escenas de acción. Estas escenas, que no son demasiadas en realidad, son perfectas. Hubo un momento en el que estaba leyendo tan ensimismada y con el corazón hecho un puño, que mi prima (acatarrada la pobre) tosió y me pegó tal susto que brinqué en la cama. Y no exagero.
El punto fuerte de la novela, para mí al menos, es Lumikki. Y es que la forma en la que está llevada la historia, esa manera de ir desmigajando su historia anterior mientras se desarrolla la trama principal, es una manera de enganchar al lector y no dejar que escape de las páginas queriendo saber más, queriendo saber cómo ha llegado Lumikki a ser lo que es, a ser como es.

Rojo como la sangre me ha parecido una muy buena lectura. Un libro que engancha desde la primera página y mantiene el interés hasta la última, con una protagonista maravillosa y fuerte, con carácter y que maneja las situaciones con total control y con una trama enrevesada, ¿qué mejor que una novela con la que devanarnos los sesos hasta el final? 


*Gracias a La Galera por el envío del ejemplar :)

sábado, 10 de enero de 2015

¿Qué haría Jane Austen? -Laurie Brown-




¿Qué haría Jane Austen?

Autora: Laurie Brown
Editorial: Versatil
Autoconclusivo
Año: 2014 (2ª edición)
Precio: 16'50 €


Eleanor acude a un concurso de vestidos de época en una mansión de Inglaterra. Al día siguiente se despierta ¡en el año 1814!, y conocerá a la mismísima Jane Austen... Cuando Eleanor acude, para concursar con sus últimos diseños de vestidos de época a la semana de la Regencia en una antigua mansión en Inglaterra, no imag ina que a la mañana siguiente a su llegada se despertará... ¡En el año 1.814! Eleanor acepta viajar hasta los tiempos de Jane Austen para evitar un duelo mortal, pero no sabe cómo debe comportarse, qué debe decir, ni,lo más importante… Cómo diferenciar un villano de un libertino. El cautivador, díscolo y misterioso Lord Shermont es un reconocido mujeriego, pero… ¿es también un peligroso asesino y espía? Eleanor deberá acercarse mucho a él para descubrirlo. Aunque afortunadamente, la mismísima Jane Austen entrará en escena, y con sus sabios consejos, la ayudará a desenvolverse entre la alta sociedad y en el resbaladizo terreno de sus propios sentimientos.

¿Alguna vez has admirado a alguien hasta el punto de tenerlo día a día en mente? ¿Te has preguntado alguna vez qué haría ese alguien en una situación en concreto en la que te sientes más perdido que una gamba en un desierto? Esto es lo que se ve obligada a hacer la protagonista de esta historia cuando de pronto, se ve transportada dos siglos atrás, allá por el año 1814. Y es que, ¿qué haría Jane Austen si dos dicharacheros fantasmas apareciesen en su habitación rogándole ayuda para que evite un duelo a muerte y descubra los trapos sucios de un encantador y misterioso Lord?
Eleanor se despierta de pronto en la época de la Regencia sin saber muy bien cómo ha llegado a meterse en ese lío. No tiene ni idea de qué hacer, de qué es lo correcto ni de cómo debe mostrarse ante la sociedad, aunque cuenta con la ayuda de Deirdre y Mina, dos hermanas tan distintas como el agua y el aceite que tienen en común un pequeño detalle... Que murieron muchos, muchos años antes de que naciera Eleanor.
Durante su, llamémoslo estancia, en la época de la Regencia, Eleanor tendrá la misión de evitar un duelo y averiguar las intenciones de Lord Shermont, y de paso podrá conocer mejor las costumbres de la época en la que vivió Jane Austen, quién tendrá un papel decisivo a la hora de aconsejar a la protagonista.
La verdad es que estamos ante una historia muy, muy fresca y muy original en la que los personajes harán las delicias del lector, ya que para mi son ellos lo más destacable de esta novela. No voy a entrar en una explicación detallada de cada uno de ellos porque hay ocasiones en las que esto me parece innecesario, debido a que creo que es mejor conocerlos por uno mismo y sin expectativas. Sí que mencionaré, sin embargo, el humor con el que Brown ha cargado a Mina y a Deirdre en especial, porque desde el primer momento he deseado seguir leyendo conversaciones en las que ellas participen.
Por otro lado, la prosa de Brown me ha parecido maravillosa, ya que sabe hacer decir a sus personajes lo apropiado en el momento apropiado, y eso es digno de admirar (me he dado cuenta hace poco de esto, y ha sido gracias a Cincuenta sombras de Grey, no preguntéis por qué). Me parece genial que un autor sepa hacerte reír en el momento adecuado y, también en el momento adecuado, consiga hacer que se te encoja el corazón por un segundo.
Si bien todo lo que he dicho hasta ahora es bueno, no todo es de color de rosa. La historia me parece buena, la trama es genial y los personajes también, pero en este caso creo que la autora peca de poco ambiciosa (y eso que hay muchos autores que pecan de lo contrario...ejem), porque creo sinceramente que la historia podría dar para más. Quizá es que me estaba gustando tanto que al final no quería que se acabara, o que necesitaba saber más, o conocer un poco más a Jane Austen... Pero me supo a poco.

Aun así, ¿Qué haría Jane Austen? es una novela que he disfrutado desde las primeras páginas hasta las últimas. Una novela fresca, divertida y sin muchas pretensiones que cumple exactamente con lo que promete, con transportarnos a otra época y enamorarnos de ella.


¡Mil gracias a Versatil por el ejemplar!